Manuel de los Reyes vientocuatro fotografía

Segovia es el lugar donde comerse un buen cochinillo asado. Este plato es el atractivo turístico de la ciudad junto al Acueducto de Segovia.

Cochinillo, también conocido como lechón o tostón al horno es uno de los típicos asados de la zona castellana, ya que mezcla la textura crujiente de la piel con una carne suculenta asada que hace aguas a cualquier paladar.

El cochinillo es uno de los platos más famosos para las celebraciones importantes de Segovia y Ávila, siendo uno de los platos que triunfa en Nochebuena en el centro de España. No sólo es una receta para preparar exclusivamente en esa festividad, el cabrito al horno o el clásico cordero asado comidas o asados familiares de domingo para todo el año.

Este plato se cocina con agua y sal únicamente, para saborear la carne en su estado más puro, aunque esta receta tan básica únicamente la logran los chef segovianos ya que es complicado conseguir el punto de tostado y crujiente en casa.

Lo único que se debe tener en cuenta es que comer este suculento plato no es apto para bolsillos que deseen ahorrar, ya que hay que rascarse el bolsillo pero la recompensa vale la pena porque su calidad es excelente.

¿Dónde comer cochinillo en Segovia?

El mesón de Cándido: este restaurante ubicado en la plaza del Azoguejo, junto al acueducto es un clásico en el arte de servir cochinillo asado.

Bernardino: uno de los más famosos restaurantes de cochinillo que quizás por el renombre que tiene es el más costoso de esta lista.

De igual forma, si tienes mucha hambre y no te importa entrar en cualquier lugar, pasa por la calle Juan Bravo, donde hay muchos restaurantes que se adaptan al gusto de los paladares más o menos sofisticados pero con una calidad en su cocina.

Opiniones